Servicios

Noticias

El PIB amplía una décima su subida en el segundo trimestre hasta el 0,9% apoyado en el consumo

El Instituto Nacional de Estadística (INE) ha confirmado hoy el dato de Contabilidad Nacional (CNTR) del segundo trimestre, después de que adelantara que la economía española creció un 0,9% entre abril y julio, una décima más que en el primer trimestre.

Se trata de la tasa trimestral más alta desde el tercer trimestre de 2015, que se apoya en la fortaleza del consumo de los hogares, que compensa la desaceleración de la inversión y las exportaciones. El consumo de los hogares y de las instituciones sin fines de lucro, que aceleraron su crecimiento trimestral hasta el 0,7% y el 0,2%, respectivamente. El gasto público, por su parte, moderó su avance trimestral al 0,2% y la inversión, al 0,8%.

Respecto al mismo ejercicio del año anterior, el PIB creció un 3,1%, frente al 3,0% del trimestre precedente y del anterior. En términos intranuales el gasto en consumo final de los hogares experimenta un crecimiento anual del 2,5%, tasa similar a la del primer trimestre, como consecuencia del comportamiento conjunto de los distintos tipos de bienes y servicios que lo integran. El gasto en consumo final de las Administraciones Públicas presenta una variación anual del 1,3%, ocho décimas superior a la del trimestre precedente.

El Banco de España ya avanzó el dato el pasado 26 de junio, que después confirmó el INE el 28 de julio en su avance del PIB trimestral. El organismo supervisor destacó sobre todo en estos meses el aporte al PIB del consumo privado, la inversión en bienes de equipo y las exportaciones.

 

Empuje del consumo, freno del gasto público

El INE detalla hoy que la contribución de la demanda nacional al crecimiento anual del PIB es de 2,4 puntos, una décima superior a la del primer trimestre (2,3 puntos). Por su parte, la demanda exterior presenta una aportación de 0,7 puntos, tasa similar al del trimestre pasado, consecuencia de una desaceleración del crecimiento respecto al trimestre anterior similar de las exportaciones y de las importaciones.

Atendiendo a los dos principales componentes de la demanda nacional, el gasto en consumo final presenta una variación anual mayor que la registrada en el primer trimestre (2,2% frente al 2,0%), mientras que la inversión en capital fijo presenta un crecimiento menor, pasando del 3,9% al 3,4%.

El consumo de los hogares crece un 0,7% en el segundo trimestre, tres décimas más que en el trimestre anterior, mientras que el el gasto de las instituciones sin fines de lucro al servicio de los hogares avanza un 0,2% entre abril y junio, en contraste con el retroceso del 0,7% del trimestre anterior.

Por el contrario, el gasto público, aunque sigue creciendo, se frena en el segundo trimestre hasta un 0,2%, seis décimas menos en comparación con el primer trimestre.

La contribución a la economía de la formación bruta de capital fijo, también se desacelera hasta un 0,8% en relación al trimestre anterior, frente al notable aumento del 2,1% del ejercicio anterior.

El repunte de la inversión entre abril y junio fue consecuencia del crecimiento en un 1,1% de la inversión en construcción (la misma tasa que en el primer trimestre), y del aumento de la inversión en bienes de equipo en un 0,5%, tres puntos por debajo del incremento que se registró en entre enero y marzo.

 

Las exportaciones siguen creciendo, pero menos

Respecto a la demanda exterior, las exportaciones de bienes y servicios disminuyen 2,8 puntos su ritmo de crecimiento, pasando del 7,3% al 4,5%. En el caso de los bienes de equipo, caen del 8,3% al 3,2%, mientras que las exportaciones de servicios no turísticos experimentan un incremento del 5,9%. Por último, el gasto de no residentes en el territorio económico aumenta del 8,9% al 9,8%.

Las importaciones de bienes y servicios disminuyen 2,9 puntos su crecimiento, del 5,7% al 2,8%. Analizando todos sus componentes, las importaciones de bienes crecen a una tasa del 1,3%, lo que supone 4,1 puntos menos que el crecimiento del trimestre anterior (5,4%).

Mientras, las importaciones de servicios no turísticos registran una tasa del 8,5%, que la sitúa 4,2 puntos por encima de la del trimestre precedente (4,3%). Por último, el gasto de residentes en el resto del mundo disminuye en 2,3 puntos su crecimiento este trimestre, pasando del 13,9% al 11,6%, detalla el INE.

 

480.000 puestos de trabajo más en un año

El empleo de la economía, en términos de puestos de trabajo equivalentes a tiempo completo, registra una variación trimestral del 0,9%, dos décimas superior a la del trimestre anterior. Respecto al año anterior, el empleo aumenta a un ritmo del 2,8%, tasa tres décimas superior a la del primer trimestre, lo que supone un incremento de 480.000 puestos de trabajo equivalentes a tiempo completo en un año.

Este comportamiento, junto con la variación experimentada por la jornada media asociada, dan como resultado una desaceleración de una décima en la tasa anual de las horas efectivamente trabajadas (del

1,8% al 1,7%). La variación anual del coste laboral unitario se sitúa este trimestre en el -0,4%, siete décimas por debajo del deflactor implícito del PIB (0,3%).

 

El crecimiento de España, por encima de la media europea

En comparación con otros países del entorno europeo, tanto la Unión Europea (UE-28) como la eurozona (UEM-19) experimentan un crecimiento trimestral del 0,6%, tasa una décima mayor que la del trimestre anterior en ambos casos, media que España supera en tres décimas.

Entre las principales economías europeas el comportamiento es dispar, apunta el INE: Por un lado, Holanda y Reino Unido presentan tasas de crecimiento trimestral superiores a las del trimestre anterior (Holanda del 1,5% frente al 0,6% y Reino Unido del 0,3% frente al 0,2%).

Por otro lado, Francia e Italia mantienen su tasa en el 0,5% y 0,4%, respectivamente, mientras que Alemania, Bélgica y Dinamarca presentan crecimientos inferiores a los del trimestre precedente (Alemania del 0,6% frente al 0,7%, Bélgica del 0,4% frente al 0,6% y Dinamarca del 0,5% frente al 0,6%).

Las mayores tasas de crecimiento trimestral se registran en República Checa (2,3%), Suecia (1,7%) y Holanda (1,5%). A la cola se sitúan Finlandia (-0,5%), Portugal (0,2%) y Reino Unido (0,3%).

Fuente: expansión.com

 

Este sitio web utiliza cookies de terceros con la finalidad de analizar el uso que hace de nuestra web. Si continúa navegando entendemos que acepta su uso. Más información